Banner 468

...
Facebook
RSS

La necesidad de un Estandar de Emprendedimiento

-
Juan Pablo Giron Lingan



Existe una diferencia fundamental entre la administración de negocios y la creación de empresas. La primera busca sistematizar una empresa ya construida, brindar estrategias globales para impulsar el crecimiento o ampliar las operaciones; mientras que la creación de una empresa esta plagada de actividades algo caóticas integradas en una visión si, pero con acciones correctivas sobre la marcha.

Es diferente iniciar una empresa de 100 000 soles que iniciar una empresa de 10 000 soles y la diferencia radica en la cantidad de operaciones involucrada. Sin embargo ambas tienen cosas en común, como por ejemplo la corrección sobre la marcha de la aplicación de la estrategia a seguir. Si bien es cierto mientras más grande el proyecto, es necesaria una mayor planificación, esto no está ligado a la necesidad de realizar un plan de negocios muy detallado para empezar una empresa.

Al mismo tiempo es necesario un lenguaje común en esta etapa de la creación de una empresa, no solo para buscar el capital, que erróneamente se piensa esta en los inversionistas o bancos, si no también para iniciar operaciones y conseguir socios de negocios fundamentales en esta etapa de la creación.

Cuando uno inicia una empresa no hace una proyección refinada del mercado, si no que realiza una búsqueda rápida de contactos y potenciales clientes, agenda reuniones con ellos y logra acuerdos "de gran confianza" para asegurar esas ventas. Con este paso inicial la empresa obtiene un flujo de caja mínimo que permitirá poner a prueba si realmente el negocio camina o no camina.

Es similar, como leí en un artículo, al accionar de un comando, la infantería y la policía. En este artículo hacían similitud entre la creación de una empresa, la consolidación de la misma y la expansión a corporación con la similitud de conquistar un terreno en una costa. Primero necesitas de Comandos, personas que pueden hacer que el objetivo pase de ser solo una idea a una posibilidad a alcanzar. Operan con pocos recursos, trabajo en equipo y gran sigilo para lograr el mayor daño en el enemigo, es decir alta productividad. Tiene definido un esquema agresivo para conseguir los objetivos, pero no tienen establecida una organización o un sistema de trabajo que sea duradero. Actúan rápido, logran el objetivo y lo conquistan. Rápidamente pasan a la siguiente misión.

Luego viene la infantería, la cual hace posible que el objetivo deje de ser una posibilidad y pase a ser una realidad. Aquí hablamos de personas capaces de crear procesos para operar día a día y preparar actividades integradas para el futuro. Es decir que funcionen por muy largos periodos. En la empresa seria la analogía a los administradores de empresas, asistentes, contadores, y demás cargos que son necesarios para mantener funcionando la empresa, una empresa que ya ha logrado resultados en su primera etapa.

La siguiente etapa es la etapa de la Policía, que busca conservar el orden y el estatus. Similar a una empresa esta etapa se caracteriza de tener gerentes medios. Ellos se encargan de tener todo bajo control y que las cosas no se salgan de su curso. Similitud a la policía que busca que se siga la ley, estos gerentes medios buscan que las actividades de la empresa sigan las políticas de la alta gerencia.

Así podemos diferenciar claramente 3 etapas. En la primera mucha acción, poca planificación pero si máxima capacidad estratégica e inventiva; en la segunda, mas planificación y procesos, búsqueda de estabilidad y orden; y en la tercera se caracteriza por la implantación de políticas y normas para proteger "el imperio".

Es así que normalmente confundimos la necesidad de un plan de negocios para crear una empresa, sin embargo un plan de negocio es necesario en la segunda etapa, no en la primera.

Basado en ello necesitamos definir qué actividades son las comúnmente realizadas por los emprendedores en las diferentes etapas para así brindar una hoja de ruta en la creación de nuevas empresas. Y es por ello que considero la necesidad de crear un Estándar de Emprendimiento un punto importante para poder enfrentar los retos futuros en América latina.

Creo que es hora de empezar a crear conocimiento y para ello solo debemos mirar dentro de nosotros mismo.

Saludos

Juan Pablo R. Giron Lingan

2 Responses so far.

Leave a Reply